Search This Blog

Monday, October 26, 2009

"El desarrollo de los niños hispanos es más lento"

Este WebBlog se encarga de publicar información, la siguiente es una investigación empírica:

NUEVA YORK (AP) - Los niños hispanos de 2 ó 3 años de edad en Estados Unidos desarrollan habilidades de comprensión de lenguaje y razonamiento más lentamente que los niños blancos, según dos estudios de la Universidad de California en Berkeley.
El desarrollo cognitivo de niños hispanos de nueve a 15 meses _ como entender lo que dice una madre y empezar a usar sus propios gestos y palabras _ es estadísticamente igual entre niños hispanos y blancos, explicó Bruce Fuller, un profesor de la universidad que dirigió ambos estudios.
Sin embargo, cuando se trata de niños de entre 24 y 36 meses, los hispanos se quedan atrás en cuanto a comprensión de palabras, expresión verbal e imitación de tareas simples con sus padres en inglés o español, explicó el investigador.
Fuller y su equipo explicaron a través de un comunicado que el estudio se basa en familias hispanas de pocos recursos, las cuales fueron comparadas con familias blancas de clase media. Un desarrollo cognitivo más lento se debe a niveles bajos de educación maternal, familias numerosas y falta de prácticas educativas en el hogar, señalaron los informes.
"La gran mayoría de niños hispanos se benefician de tener a dos padres bondadosos y comprensivos en casa", dijo Fuller. "Pero las actividades de lectura y juegos educacionales, que son algo común en hogares de clase media, son menos comunes en hogares hispanos pobres".
Los resultados se basaron en el estudio continuo de 8.114 niños nacidos en 2001 y fueron publicados recientemente en la Revista Salud Maternal e Infantil (Maternal and Child Health Journal, en inglés). Otro reporte que acompaña al estudio fue publicado en la revista Pediatría (Pediatrics, en inglés).
No hay gran diferencia entre la salud de los bebés de madres de origen mexicano que hablan más español que inglés en casa y que no tienen un alto nivel educativo, comparada con los bebés de hogares no hispanos de clase media, dijo la Universidad de California, y estas madres tampoco tienen más probabilidades que las madres blancas de dar a la luz a bebés prematuros, lo que puede afectar al crecimiento cerebral del pequeño.
Lo que explica el desarrollo cognitivo más lento es la falta de prácticas educacionales en el hogar, aseguran los estudios.
Sólo una quinta parte de las madres de origen mexicano y un tercio del resto de madres hispanas han completado cursos universitarios, comparado con casi dos tercios de madres blancas.
Los autores de los estudios forman parte del Instituto de Desarrollo Humano de la Universidad de California en Berkeley, de la Facultad de Medicina de la Universidad de California en Los Angeles y del centro médico de la Universidad de Pittsburgh.

_________________________________
Nota: Estos resultados son expuestos por los autores de la investigación en referencia. No me solidarizo con los resultados de los mismos, pues como educador entiendo que el ambiente influye en el aprendizaje y los niños deben tener la oportunidad de realizar tareas en distintos tiempos antes de diagnosticar aprendizaje (De Jesús, 2009).

______________________________________________________
Referencia:

Associated Press. (2009, 26 de octubre). Estudio: Desarrollo cognitiivo de niños hispanos es más lento. Recuperado de http://espanol.news.yahoo.com/s/ap/091026/salud/amn_med_bebes_hispanos_1

Friday, October 23, 2009

Resumen histórico sobre la educación ambiental

Por: Norman Joel de Jesús de Jesús, D.Ed(c).
La enseñanza o educación verde no es una idea novedosa, pues las primeras ideas se pueden encontrar en textos de de Juan Luis Vives (1492- 1540) que insiste en que debe valorarse el papel pedagógico del medio. Según Abreu Santelises (2009), el término educación ambiental aparece en documentos de la Organización de las Naciones Unidas para la Ciencia, la Educación y la Cultura (UNESCO) desde 1965 y no es hasta el año 1972, en Estocolmo, durante la Conferencia de la Naciones Unidas sobre el Medio Humano, cuando se reconoce oficialmente la existencia de este concepto y de su importancia para cambiar el modelo de desarrollo. Este autor señala que fue en este simposio donde fue constituído el Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA), entidad coordinadora a escala internacional de las acciones a favor de la protección del entorno, incluída la educación ambiental. Acciones que desde principios del siglo XXI han ido tomando mayor énfasis debido a los cambios que se han desarrollado en el ambiente y sus efectos directos en la vida del ser humano.

La literatura relacionada a el concepto señala que existe una serie de objetivos fundamentales para la enseñanza o educación verde. Entre los objetivos principales están:

1. Conciencia: la creación de sentido de sensibilidad hacia el medio ambiente y sus problemas.
2. Conocimientos: ayudar a que los estudiantes y la comunidad desarrollen destrezas cognitivas sobre lo que es el ambiente, como funciona y cuales son las responsabilidades del ser humano como parte esencial de éste.
3. Actitudes: desarrollar valores dirigidos a la utilización adecuada de los recursos del ambiente.
4. Aptitudes: ayudar a adquirir las aptitudes necesarias para resolver problemas ambientales.
5. Capacidad de evaluación: ayudar a establecer una metodología evaluativa de qué y cómo se está trabajando el asunto del medio ambiente, para establecer protocolos adecuados.
6. Participación: desarrollar el sentido de la responsabilidad como ente activo del medio ambiente.

Abreu Santelises (2009), señala que la sensibilidad ambiental puede considerarse una meta básica o meta previa a los otros niveles y que puede ser precursora de la concienciación ambiental, o sea, de una conducta ética y responsable hacia el entorno. La enseñanza verde debe ayudar a desarrollar las aptitudes necesarias para investigar el medio ambiente en su totalidad, y para identificar y solucionar los problemas ambientales. Para lograrlo es esencial que las metodologías educativas respecto al tema ayuden a sentir una motivación de participación activa, por lo tanto se deben identificar enfoques alternativos y tomar decisiones sobre el ambiente, basándose en factores ecológicos, políticos, económicos, sociales y estéticos, así como, educativos. Por ultimo, este autor expone que la enseñanza o educación verde se debe desarrollar a través de procedimientos metodológicos que sean coherentes con sus bases éticas y conceptuales de construcción del conocimiento a partir del sujeto que aprende, o sea, destrezas que desarrollen el pensamiento global hacia una visión de acción con el propósito de solucionar problemas que nos aquejan y poder vivir en un ambiente adecuado y en armonía con nuestras vidas.

Los niños y el reciclaje

En los últimos tres años hemos visto un cambio dramático en nuestros países, los cuales de a poquito van entrando en la costumbre de reciclar. Aún nos falta mucho camino por recorrer a este respecto, por lo cual es importantísimo fomentar esta costumbre en nuestros hijos desde pequeños.
Lo mejor es hacerlo de una forma natural y divertida. En vez de darles una terrible aburrida lección sobre porqué es necesario reciclar para salvar nuestro planeta, simplemente acostumbrémoslo a hacerlo de la misma forma como les mostramos que es de buena educación taparse la boca al toser. De esta manera cuando sean más grandes ellos reciclarán de una forma natural, simplemente porque esto es lo que se hacía en casa.


Para que el reciclado sea algo divertido, mi idea ha sido reciclar los objetos que íbamos a tirar, convirtiéndolos en juguetes. Esto no sólo es bueno para cuidar el medio ambiente, sino para motivar la imaginación de nuestros hijos.
Los chiquitos pueden ver el potencial de una caja, de un frasquito o de un tarrito. Mi hijita aún no tiene dos años, y sin embargo ha sido ella la promotora de la mayoría de las ideas que les mostraré. Si no me creen, pruébenlo ustedes mismos. Dejen a sus niños solos con una caja, unas tapitas de botella o unos papeles de colores y obsérvenlos jugar. Si pueden hacer que su imaginación viaje tan rápido como la de ellos podrán "ver" lo que ellos están "viendo" en ese "juguete".


Para darles un ejemplo, cuando mis hijas y yo viajamos no cargamos con muchos juguetes, ya que esto nos conllevaría a un tremendo exceso de equipaje. Así que jugamos con lo que encontramos. Karin (mi hija mayor) tiende a asociar un juego anterior con uno nuevo. Nosotras habíamos estado jugando mucho con títeres, mayormente con los títeres pequeñitos que te pones en los dedos de las manos. A la hora del baño en el hotel, a falta de juguetitos de goma, le dí para jugar unos tarritos vacíos de shampoo. Al ratito ella se los había puesto en sus deditos y los movía mostrándomelos. Ella acababa de crear sus propios Finger Puppets (títeres para dedos).


Siguiendo con su idea, esa semana junté los frasquitos que íbamos terminando, los pinté e hice unos títeres. Cuando se los mostré su carita se llenó de alegría. Me dió la impresión que era por algo más del simple hecho de tener un juguete nuevo. De alguna forma habíamos establecido una comunicación. Mamá entendió el juego que Karin inventó en la bañera, y eso a ella le dió mucha alegría. Fue como si hubiese reconocido de inmediato el juguete. Sin que yo le dijera nada, ella tomó los títeres y se los colocó en sus deditos de la misma forma en la que antes se había colocado los frasquitos.

Para complementar nuestra educación del reciclado en casa, una actividad importante de hacer juntos es juntar objetos reciclabes (periódicos, botellas de plástico, pilas, etc.). Luego ir con nuestros hijos a los puntos de reciclaje para que ellos dispongan de los objetos y explicarles porqué es que estamos haciendo esta labor. Así estaremos doblemente estimulando a nuestros pequeños. Por un lado el ninio aprende a reusar los objetos que de otra forma dañarían el medio ambiente, y al mismo tiempo les enseñanmos que somos responsables de aquello que no podemos reutilizar en casa, y debemos deshacernos de ello en forma responsable.


Yo lo asimilo con lo que sucedía cuando yo era pequeña. En ese entonces las botellas de vidrio se devolvían al supermercado en una caja especial y por cada envase retornado te devolvían dinero. Como siempre lo hice de pequeña, ahora, años después de que la mayoría de los supermercados dejaron de aceptar envases, yo siempre que llego a un lugar nuevo verifico que exista esta opción. Me imagino que lo hago por pura costumbre. De alguna forma el hábito quedó grabado en mi mente y me parece que lo correcto es que los envases hay que guardarlos y retornarlos. La idea no debe ser tan loca, ya que de vez en cuando me llevo alguna sorpresa agradable. En los países qe están más adelantados en el tema del reciclaje, como lo es Alemania, en los supermercados hay unas máquinas que aceptan todos los envases (plástico y vidrio) y te pagan por cada uno de acuerdo con lo que te cargaron por concepto envase al comprar el producto.
Recuerden que nuestros hijos nos sobrevivirán muchos años, y serán ellos los que tendrán problemas si entre todos no aprendemos a cuidar del Planeta Tierra. ¡Ayudémoslos activamente a vivir en un mundo mejor!

Referencia:

Mundo con Familia. (2005-2009). Los niños y el reciclaje. Recuperado 23 de octubre de 2009, de http://mundoconfamilia.com/juegos/a_reciclaje_ppal_es.html

Friday, October 16, 2009

Hablar de sexo con los niños

ACLARA LAS DUDAS DE LOS CHICOS: QUE SEA EN EL HOGAR EL PRIMER LUGAR DONDE ESCUCHEN HABLAR DE SEXO.

Por Camile Roldán Soto / end.croldan@elnuevodia.com

Un hombre y una mujer se besan apasionadamente en la pantalla del televisor. Tú corres. Agarras la sábana, el cojín, las manos, lo primero que encuentras. Tapas la escena en cuestión y ¡ahhhh! Qué alivio. Llegaste a tiempo. Tu hija de ocho años no alcanzó a ver más las caricias y los besos de la pareja.
Si te identificas con esta estampa de la vida real, quizás debas revaluar el acercamiento a la sexualidad que transmites a tus hijos e hijas. No se trata de permitirles acceso indiscriminado a lo que tenga que ver con el sexo, sino de establecer el mensaje que quieres llevarles al respecto y convertir tu hogar en el primer recurso para que ellos aclaren sus dudas sobre este tema.
¿Por qué? Porque cada gesto, mirada, respuesta u omisión marcará de una u otra forma su manera de concebir las relaciones íntimas, la relación con su cuerpo y su reacción a los mensajes y modelos sobre la sexualidad provenientes de los medios de comunicación y su entorno social.
“Lo que no se habla no existe”, afirma Ada Verdejo, educadora sexual y catedrática de la Facultad de Educación de la Universidad de Puerto Rico en Río Piedras.
Verdejo coincide con la educadora sexual María del Carmen Santos Ortiz, al plantear que, precisamente, el mayor error respecto al tema de la educación sexual es evitarlo. A menudo, los padres parten de la premisa errónea de que hablar de sexo equivale a “dar permiso” para sostener relaciones sexuales o tentarlos a ello.
Es como si pensaran que estarán ajenos al tema en la escuela, los medios de comunicación y la publicidad, cada vez más sexualizados, observan las educadoras.
Funcionar bajo este esquema tiene dos consecuencias principales. Por un lado, se envía el mensaje de que la sexualidad es un tema vedado en el hogar, algo de lo que no se habla. Así es que cuando los menores tengan dudas buscarán aclararlas lejos de casa, exponiéndose a recibir información tergiversada o incorrecta.
Al no estar disponible para aclarar las dudas de sus hijos, los padres también pierden la valiosa oportunidad de ofrecerles una visión sobre la sexualidad que integre valores o principios importantes para ellos, pues la sexualidad involucra mucho más que la relación íntima con otra persona.
Cuando se habla de sexualidad es preciso abordar al menos tres aspectos principales, enfatiza Santos. Éstos son:

Biológico
Se refiere a la identificación de las partes del cuerpo y sus procesos (menstruación, reproducción, cambios en el físico, etc).

Sicológico
Tiene que ver con cómo se perciben a sí mismos, su autoestima, si están contentos con su cuerpo, cuán cómodos se sienten respecto a sus relaciones con otras personas, cómo enfrentan las presiones de grupo e interpersonales. Niños y niñas con lagunas en estas áreas pueden ser vulnerables a buscar afecto o aceptación a través de relaciones sexuales o intimidad con otra persona.

Social
Aborda todo lo que tiene que ver con interrelación con otras personas, los artistas, los medios de comunicación, la música que escuchan, las películas que ven, todo lo que en su entorno pueda influenciar o llevar una idea de lo que es la sexualidad.

Las educadoras sexuales señalan que integrar estos conceptos ayuda a los padres a hablar de sexualidad con sus hijos desde que son pequeños, de manera natural. Al hacerlo, el lenguaje debe ser claro. Las respuestas a preguntas deben adecuarse a la edad y madurez del menor, que no necesariamente van a la par.
Santos recomienda a los padres que busquen asesoría de pediatras, médicos de familia y educadores sexuales para aclarar dudas respecto a cómo hablarles a sus hijos.
Otros recursos valiosos son los libros y organizaciones de trayectoria como el Sexuality Information and Education Council of the United States (www.siecus.com).


_______________________
Referencia: Roldán Soto, C. (2009). Aclara las dudas de los chicos. Recuperado 16 de octubre de 2009, de http://www.elnuevodia.com/aclaralasdudasdeloschicos-626918.html

Wednesday, October 14, 2009

Cómo explicarles a los hijos el concepto de "huelga".

Cómo los padres deben afrontar este reto
Por Wanda I. Orengo Pérez / worengo@elnuevodia.com

Las manifestaciones en contra de politicas de gobiernos es una de las acciones que tienen los cuidadanos para dejar saber su sentir, un derecho constitucional. Gracias a los medios de comunicación, los adultos se mantienen informados en todo momento sobre lo que acontece, pero ¿y los menores? ¿Cómo explicarles el significado y las implicaciones de esta manifestación?
“Nosotros somos el espejo”, asegura la doctora Ivelisse Morales, psicóloga de niños. Ellos reaccionan en la medida en que los adultos reaccionan. “Lo más importante es explicarles que el paro es una protesta, una marcha, un modo de expresarse. Es esencial quitarle la carga negativa a la palabra protesta, porque lo que genera es temor, ansiedad y esto puede acarrear problemas”.
Para los más grandecitos, Morales recomienda “mantenerlos informados, pero no sobreinformados”. Aunque estén al tanto de lo que acontece en el país a través de la televisión, deben tener el menor contacto posible por las situaciones que pudieran darse.
Si los niños están cerca de la preadolescencia, “ésta debe ser una oportunidad para desarrollar su juicio crítico”, aconseja el doctor Enrique Gelpí Merheb, psicólogo clínico de niños y adolescentes.
“Es importante explicarles a los niños lo que ocurre de acuerdo con la etapa de desarrollo que estén y su temperamento para trabajar situaciones difíciles. A los más pequeños se les puede decir que es una protesta sobre los despidos, que hay gente a favor y en contra”. Añade, que “uno como padre debe ser neutral, no hay que asumir posturas negativas, exagerar ni sobrerreaccionar”.
Tanto Gelpí como Morales enfatizan en que lo fundamental es la seguridad. “Lo importante es infundirles seguridad. Es necesario explicarles que todo el mundo tiene derecho a la expresión, que más que un derecho, es una forma de decir cómo uno se siente y una alternativa a crear el diálogo”, acota la experta en niños.

____________________
Referencia: Orengo, W. (2009). Los niños ante el paro nacional. Recuperado 14 de octubre de 2009, de http://www.elnuevodia.com/losninosanteelparonacional-626428.html

Monday, October 05, 2009

Vínculo entre los dulces y la agresividad

La dieta de los menores puede influir directamente en los comportamientos violentos de adultos

Por El Mercurio / GDA

Londres - Los niños que se alimentan a diario con demasiados dulces tienden a ser más agresivos de edad adulta, según una investigación de científicos británicos.De acuerdo con el estudio, elaborado por expertos de la Universidad de Cardiff (Gales) y publicado en la revista especializada British Journal of Psychiatry, la dieta de los menores puede influir directamente en los comportamientos violentos de adultos.Los análisis de casi 17,500 participantes en el Estudio Británico Cohort de 1970 concluyeron que aquellos niños de 10 años que se alimentaron diariamente con golosinas tuvieron muchas más chances de ser sentenciados por actos violentos entre los 29 y 34 años. Según los científicos, el 69% de los participantes considerados como violentos en la edad adulta, admitieron haber comido diariamente muchos dulces y chocolates de niños, comparado con el 42% que no fue violento.El vínculo entre el consumo de golosinas y la violencia permaneció luego de que otros factores fueron considerados. "Nuestra explicación más favorable es que darles a los niños dulces y chocolates de forma regular impide que aprendan a esperar para obtener algo que quieren", declaró el científico Simon Moore, a cargo del estudio."No poder diferir la gratificación podría empujarlos a comportamientos más impulsivos, que son asociados fuertemente con la delincuencia", agregó.
Los expertos indicaron que la asociación entre el consumo de golosinas y la violencia "necesita más atención"."Aumentar los recursos para mejorar la dieta de los niños podría ser beneficioso para la salud y reducir la agresión", según la investigación.Por su parte, Julian Hunt, de la Federación de Alimentos y Bebidas, afirmó que el reporte "es pura basura"."Son los padres y otros factores sociales los que crean los comportamientos antisociales, y no las golosinas", subrayó Hunt.

Referencia: http://www.elnuevodia.com/vinculoentrelosdulcesylaagresividad-623012.html

APRENDE A IDENTIFICAR PROBLEMAS DE SUEÑO EN TU HIJO Y CÓMO RESOLVERLOS

Por Camile Roldán Soto

Si la hora de acostar a dormir a tus hijos se ha convertido en un momento de tensión, no estás sola. Se estima que alrededor de 24% de los niños de edad escolar experimentan algún problema, leve o severo, al conciliar el sueño.
La buena noticia es que mientras más temprano atiendas la situación mejores probabilidades tienes de criar un niño con buenos hábitos al dormir que lo acompañarán a lo largo de la vida.
El doctor George P. Fahed Iñigo, especialista en neumología, cuidado crítico y disturbios del sueño, explica que los patrones de descanso aprendidos durante la niñez en gran medida determinan la calidad del reposo en la adultez.
En la infancia, el sueño inadecuado puede ocasionar en el niño irritabilidad, problemas en la conducta, el desempeño académico o en la dinámica familiar. En casos severos, provocan dificultades en el crecimiento.
“Gran parte del desarrollo neurológico, de la memoria, los músculos y los huesos depende de liberación de hormonas que se secretan durante el sueño”, explica el doctor, director de la clínica Sommos en Ponce.
Lo ideal, sostiene Fahed, es desarrollar a partir del nacimiento una rutina consistente al dormir. Esto no siempre es fácil, debido al ritmo de vida, responsabilidades y, en ocasiones, la falta de organización familiar.
La psicóloga clínica, Giselle Medina, explica que desde el vientre los bebés son susceptibles a los cambios en la madre, por lo que resulta saludable que durante el embarazo, la madre mantenga una rutina de descanso lo más estable posible.
Como madre lactante de un niño de un año y tres meses, Medina reconoce lo cuesta arriba que puede ser lidiar con un bebé cuando despierta en la noche.
Explica que aunque algunas teorías afirman que los bebés deben dormir junto a sus padres los primeros años de vida, ella optó por mantener al pequeño en su cuarto, pues coincide con otros acercamientos acerca de la necesidad de que los niños estén seguros en su propio espacio.
A los padres que prefieren tener a su bebé cerca, les recomienda colocarlos en una camita aparte dentro de la alcoba. Una vez decidan colocarlo en su habitación, aconseja no sacarlos de ahí para calmarlos si despiertan en la noche.
Enfatiza que en todas las etapas, el apego a los padres es un elemento vital en la seguridad del niño, incluyendo a la hora de dormir.
“El apego es sumamente importante, especialmente en los dos primeros años de vida. Mientras más cariño y muestras de afecto reciba, mayor confianza tendrá ese menor”, apunta.
Aunque los niños pueden sufrir trastornos como el insomnio o la apnea del sueño, la mayoría de las quejas de los padres se reflejan en dos problemas principales:
• asociaciones del sueño: temprano en la infancia los niños suelen despertar en la noche y los padres reaccionan consolándolos, meciéndolos, alimentándolos o acostándose con ellos. Con el pasar del tiempo, aprenden a relacionar y “necesitar” estos estímulos para quedarse dormidos cuando despiertan en medio de la noche.
• resistencia al sueño: los niños comienzan a utilizar todo tipo de medios para evitar dormir, desde llanto a pedir leer otro libro, jugar otro juego o comer. Esta etapa puede manifestarse a partir de los dos años.
Para determinar si es necesario cambiar la conducta de sueño del menor pregúntate si necesita demasiada ayuda y tiempo para quedarse dormido, si despierta varias veces en la noche, si se muestra cansado, de mal humor o es necesario estimularlo mucho para que despierte en la mañana.
Aquí una guía de consejos para promover un ambiente propicio para el descanso y herramientas para establecer un horario y patrón de sueño adecuado a tu realidad.

¿Qué hacer?
Si no quiere dormir, tarda demasiado en conciliar el sueño o se niega a quedarse solo en su cuarto.
• Cambiar o modificar conductas requiere trabajo y tiempo. En este caso, espera al menos cuatro a seis semanas. Sé cariñoso, pero a la vez firme y consistente. “Los niños son retantes y a veces los padres sucumben, ceden y el niño aprende a manipular”, advierte el doctor Fahed. • Antes de decidir la hora que establecerás para ir a la cama, observa el comportamiento del niño. Si el menor suele quedarse dormido a las 9:00 p.m., comienza con ese horario y cada par de días, mientras se acostumbra a la rutina, ve modificándolo hasta llegar a la hora que deseas.
• Establece una rutina consistente para la hora de dormir que incluya actividades relajantes como un baño, leer o dialogar.
• Explica, de manera sencilla, el horario de sueño y la rutina nocturna.
• Finalizada la rutina, sal del cuarto mientras está despierto, para que se acostumbre a quedarse dormido por sí solo.
• Si grita o protesta pero se mantiene en su cama, visítalo cada cierto tiempo para asegurarle que todo está bien y que está seguro. Observa al niño y determina qué te funciona mejor. Si el niño está acostumbrado a quedarse dormido contigo al lado, ve reduciendo poco a poco el tiempo que te quedas ahí. Luego, sal de la cama y siéntate en una silla y después pararte en el marco de la puerta hasta que finalmente no necesite tu presencia.
• Si se sale de la cama, firme y calmadamente haz que regrese. Sigue los mismos consejos del punto anterior. Puedes cerrar la puerta del cuarto brevemente varias veces hasta que entienda que debe quedarse ahí. • Mantén la calma. No discutas y no lo consueles demasiado.
• Nunca cierres la puerta con seguro. El propósito es que el niño aprenda un hábito, no asustarlo o castigarlo.
• Recompensa con detalles y verbalmente los avances en el proceso o establece un premio como aliciente para cuando el menor cumpla con la meta.
(Fuente: A Clinical Guide to Pediatric Sleep y doctor George Fahed Iñigo, especialista en neurología, cuidado crítico y disturbios del sueño.)

Consejos para unos dulces sueños
1. Acostúmbralos a acostarse más o menos a la misma hora todos los días. En el fin de semana, el horario no debe modificarse más de una hora.
2. Establece una rutina a la hora de dormir que no se extienda más de 20 a 30 minutos. Puedes incluir actividades pasivas como leer cuentos o conversar acerca del día.
3. La habitación de los niños debe ser cómoda. Si el menor lo prefiere, puedes colocar una lamparita de noche. Procura una temperatura agradable. Evita enviar a tu hijo a su cuarto cuando lo regañes, pues idealmente debe asociar su alcoba con sentimientos placenteros.
4. No permitas que vayan a la cama hambrientos. Una hora antes de ir a dormir puedes ofrecerles una merienda liviana.
5. Evita que ingieran cafeína al menos 3 ó 4 horas antes de acostarse.
6. Una hora antes de ir la cama el niño no debe realizar actividades estimulantes como jugar vídeo juegos o deportes muy activos.
7. No coloques televisor en el cuarto de los niños. Puede parecer una solución fácil pero a largo plazo promueve en ellos la dependencia del aparato para quedarse dormidos, sin contar otros problemas que surgen por el pobre supervisión de la programación que observan.
8. Dependiendo de su edad, los pequeños necesitarán más o menos tiempo de siesta. Sin embargo, ten en cuenta que si son demasiado prolongadas puede afectar la calidad del sueño en la noche.
9. Ocúpate de que tu hijo realice algún tipo de ejercicio, deporte o actividad al aire libre todos los días.

¿Qué es lo normal?
Mientras más acelerado es el metabolismo de una persona, mayor cantidad de horas de sueño necesita. Los niños y adultos sedentarios pueden enfrentar problemas de insomnio, pues la necesidad de recargar energía es mucho menor.
Hasta los dos años de edad, aproximadamente, dormir es la actividad principal en la vida de un infante. Al cumplir dos años se estima que un niño ha dormido unas 10 mil horas, en contraste a las 7 mil u ocho mil horas que ha estado despierto.
Entre los dos a los cinco años se crea un balance equitativo, de 50%, entre el tiempo de actividad y el descanso. A partir de los cinco años hasta la adolescencia invierten el 40% de su tiempo en dormir.
Fahed recuerda que éstas son recomendaciones generales. Siempre hay que observar la personalidad del niño, pues unos necesitan más descanso que otros.

Casos especiales
Situaciones en el entorno del menor pueden afectar la calidad de su sueño. La psicóloga clínica, Giselle Medina, explica que algunos niños se vuelven ansiosos al experimentar la separación de los padres o la muerte de un familiar.
En su práctica, ha visto casos de infantes que se niegan a dormir porque se les relacionó el fallecimiento de un ser querido con la muerte.
“El pensamiento de los niños es muy concreto. Si se les dice que alguien que murió está dormido, pensarán que puede ocurrirle lo mismo a ellos”, apunta. “Es mejor explicarles la verdad”, sostiene.
En casos de separación o divorcio, la doctora recomienda no ceder al intento del niño de dormir acompañado, sino ofrecerles seguridad a través del diálogo y el cariño.

Recuperado de: http://www.elnuevodia.com/duermetenino-622206.html

Sunday, October 04, 2009

¿Por qué la Educación Musical para los preescolares?

Por: Misael Clemente

La Educación Musical es la herramienta idónea para propiciar un desarrollo balanceado en nuestros niños. Está comprobado científicamente que por medio de actividades musicales se pueden reforzar áreas de rezago (social –emocional, modificación de conducta, áreas motoras y audioperceptivas) mientras se le provee una experiencia musical completa a los niños/as.

Utilizando Instrumentos Musicales de todas las familias (cuerda, percusión, teclados y vientos) y aplicando los conceptos musicales (entonación, interpretación, ritmo, composición, improvisación y ejecución) definitivamente integraremos a la Educación Musical un refuerzo sin precendetes en las áreas antes mencionadas.

La Educación Musical es la especialidad educativa perfecta, porque ofrece sensibilidad, es retante, interesante y compleja, no es un complemento de la Pedagogía, es la misma en su expresión más artística, bien pudiera ser tan complejo como una operación de corazón abierto y tan entretenida como jugar. Los niños/as son muy receptivos a los juegos por tal razón, una Educación Musical de vanguardia debe combinar juegos infantiles entre otras dinámicas a tono con los objetivos programados. Es importante que como en cualquier campo, dicha responsabilidad recaiga en especialistas que dominen a plenitud las áreas mencionadas y que tenga experiencia en el área educativa para hacer una combinación perfecta para que los niños disfruten de la música.

Referencia:
Clemente, M. (s.f.). ¿Por qué la Educación Musical para los preescolares? Recuperado 4 de octubre de 2009, de http://www.thepreschooladvisor.com/

Friday, October 02, 2009

Mitad bebés nacidos en primer mundo vivirá hasta los 100 años

Por Kate Kelland (Ed. Español de Juana Casas)

LONDRES (Reuters) - Más de la mitad de los bebés nacidos en las naciones ricas durante la actualidad vivirán hasta los 100 años si las actuales tendencias de esperanza de vida se mantienen, según investigadores daneses.
El creciente número de personas ancianas podría presentar mayores desafíos para los sistemas sociales y de salud, aunque la investigación mostró que está situación podría ser mitigada por el hecho de que la gente se mantiene más saludable que en años anteriores.
"Vidas muy largas no son el privilegio distante de remotas futuras generaciones, tener vidas muy largas es el destino probable de mucha gente viva actualmente en los países desarrollados", escribió Kaare Christensen del Centro de Investigación de Envejecimiento Danés, en un estudio publicado en la revista médica Lancet.
El estudio usó Alemania como un caso de estudio y mostró que para el 2050, su población será sustancialmente más vieja y pequeña que ahora, una situación que, según el documento, ahora es típica de las naciones ricas.
Esto significa que menor fuerza de trabajo en las naciones ricas tendrá que llevar una mayor carga de crecientes pensiones y requerimientos de salud de los más ancianos.
Muchos Gobiernos en las naciones desarrolladas ya están tomando medidas tendientes a elevar la edad de retiro para tratar de lidiar con las poblaciones envejecidas.
Los investigadores señalaron que ésta era una estrategia importante, y agregaron que si el trabajo a tiempo parcial era considerado para una mayor cantidad de la fuerza de trabajo, eso podría tener aún más beneficios.
"Si la gente en sus 60 e inicios de sus 70 años trabajaran mucho más de lo que hacen actualmente, la mayoría de la gente podría trabajar menos horas por semana", escribieron.
"Evidencia preliminar sugiere que semanas de trabajo acortadas sobre vidas de trabajo extendidas pueden por lejos contribuir a incrementar la salud y esperanza de vida", apuntó.
¿VIVIR MEJOR?
Christensen y sus colegas dijeron que en los países desarrollados se han visto grandes aumentos en la esperanza de vida, de más de 30 años, durante el siglo XX.
Y las tasas de mortalidad en las naciones con las mayores esperanzas de vida, como Japón, Suiza y España, sugieren que, incluso si la mitad de las condiciones no mejoran, tres cuartos de los bebés vivirán para celebrar su cumpleaños número 75.
"Pero las expectativas de vida deberían seguir mejorando al mismo ritmo, la mayoría de los bebés nacidos en las naciones ricas desde el año 2000 puede esperar vivir hasta 100 años", escribieron.


Referencia:

Kelland, K. (2009, octubre). Mitad bebés nacidos en primer mundo vivirá hasta los 100 años. (Traducción al español de Casas; 2009). Recuperado 2 de octubre de 2009, de http://espanol.news.yahoo.com/s/02102009/2/n-health-mitad-bebes-nacidos-primer-mundo.html