Friday, October 16, 2009

Hablar de sexo con los niños

ACLARA LAS DUDAS DE LOS CHICOS: QUE SEA EN EL HOGAR EL PRIMER LUGAR DONDE ESCUCHEN HABLAR DE SEXO.

Por Camile Roldán Soto / end.croldan@elnuevodia.com

Un hombre y una mujer se besan apasionadamente en la pantalla del televisor. Tú corres. Agarras la sábana, el cojín, las manos, lo primero que encuentras. Tapas la escena en cuestión y ¡ahhhh! Qué alivio. Llegaste a tiempo. Tu hija de ocho años no alcanzó a ver más las caricias y los besos de la pareja.
Si te identificas con esta estampa de la vida real, quizás debas revaluar el acercamiento a la sexualidad que transmites a tus hijos e hijas. No se trata de permitirles acceso indiscriminado a lo que tenga que ver con el sexo, sino de establecer el mensaje que quieres llevarles al respecto y convertir tu hogar en el primer recurso para que ellos aclaren sus dudas sobre este tema.
¿Por qué? Porque cada gesto, mirada, respuesta u omisión marcará de una u otra forma su manera de concebir las relaciones íntimas, la relación con su cuerpo y su reacción a los mensajes y modelos sobre la sexualidad provenientes de los medios de comunicación y su entorno social.
“Lo que no se habla no existe”, afirma Ada Verdejo, educadora sexual y catedrática de la Facultad de Educación de la Universidad de Puerto Rico en Río Piedras.
Verdejo coincide con la educadora sexual María del Carmen Santos Ortiz, al plantear que, precisamente, el mayor error respecto al tema de la educación sexual es evitarlo. A menudo, los padres parten de la premisa errónea de que hablar de sexo equivale a “dar permiso” para sostener relaciones sexuales o tentarlos a ello.
Es como si pensaran que estarán ajenos al tema en la escuela, los medios de comunicación y la publicidad, cada vez más sexualizados, observan las educadoras.
Funcionar bajo este esquema tiene dos consecuencias principales. Por un lado, se envía el mensaje de que la sexualidad es un tema vedado en el hogar, algo de lo que no se habla. Así es que cuando los menores tengan dudas buscarán aclararlas lejos de casa, exponiéndose a recibir información tergiversada o incorrecta.
Al no estar disponible para aclarar las dudas de sus hijos, los padres también pierden la valiosa oportunidad de ofrecerles una visión sobre la sexualidad que integre valores o principios importantes para ellos, pues la sexualidad involucra mucho más que la relación íntima con otra persona.
Cuando se habla de sexualidad es preciso abordar al menos tres aspectos principales, enfatiza Santos. Éstos son:

Biológico
Se refiere a la identificación de las partes del cuerpo y sus procesos (menstruación, reproducción, cambios en el físico, etc).

Sicológico
Tiene que ver con cómo se perciben a sí mismos, su autoestima, si están contentos con su cuerpo, cuán cómodos se sienten respecto a sus relaciones con otras personas, cómo enfrentan las presiones de grupo e interpersonales. Niños y niñas con lagunas en estas áreas pueden ser vulnerables a buscar afecto o aceptación a través de relaciones sexuales o intimidad con otra persona.

Social
Aborda todo lo que tiene que ver con interrelación con otras personas, los artistas, los medios de comunicación, la música que escuchan, las películas que ven, todo lo que en su entorno pueda influenciar o llevar una idea de lo que es la sexualidad.

Las educadoras sexuales señalan que integrar estos conceptos ayuda a los padres a hablar de sexualidad con sus hijos desde que son pequeños, de manera natural. Al hacerlo, el lenguaje debe ser claro. Las respuestas a preguntas deben adecuarse a la edad y madurez del menor, que no necesariamente van a la par.
Santos recomienda a los padres que busquen asesoría de pediatras, médicos de familia y educadores sexuales para aclarar dudas respecto a cómo hablarles a sus hijos.
Otros recursos valiosos son los libros y organizaciones de trayectoria como el Sexuality Information and Education Council of the United States (www.siecus.com).


_______________________
Referencia: Roldán Soto, C. (2009). Aclara las dudas de los chicos. Recuperado 16 de octubre de 2009, de http://www.elnuevodia.com/aclaralasdudasdeloschicos-626918.html

No comments: